Las carnes rojas y procesadas también aumentan el riesgo de hígado graso

Publicado el 20 de marzo de 2018


Los resultados del estudio publicado en  la revista Journal of Hepatology, dirigido por investigadores de la Universidad de Haifa, mostraron que el 38,7% de los participantes padecían esteatosis hepática no alcohólica y que el 30,5% habían desarrollado resistencia a la insulina. Y lo que es más importante, evidenciaron que el consumo elevado de carnes rojas y procesadas se asoció con un mayor riesgo de hígado graso y de resistencia a la insulina con independencia de la ingesta de grasas saturadas y colesterol y de otros factores de riesgo como el índice de masa corporal (IMC).

Es más; los participantes que consumieron las mayores cantidades de carnes rojas o procesadas cocinadas de forma poco ‘saludable’ –básicamente, fritas o asadas hasta carbonizarlas, o casi– tuvieron, junto a aquellos con hígado graso diagnosticado que consumían altas cantidades de aminas heterocíclicas, un mayor riesgo de desarrollo de resistencia a la insulina.

eLearning | Posgrados 2019
Habilidades de Liderazgo para Dietistas-Nutricionistas
Academia Española de Nutrición y Dietética

Liderazgo para Dietistas-Nutricionistas

ÚLTIMOS DIAS | CLICK AQUÍ