Consumir carbohidratos ricos en fibra se asocia con menor riesgo de cáncer de mama

Publicado el 25 de noviembre de 2020


Para este trabajo se analizó la información de 10.812 mujeres participantes del proyecto SUN, que proporcionaron, al inicio del estudio, abundantes datos sobre sus hábitos de vida, ejercicio físico, historial médico, frecuencia de consumo de 136 alimentos; y factores reproductivos e historial familiar de cáncer de mama. Estas mujeres, libres de cáncer de mama al inicio del estudio, fueron seguidas cada dos años durante una media de 12 años, tiempo en el que se confirmaron, mediante informes médicos, 101 casos nuevos de cáncer de mama.

De acuerdo con los resultados, los investigadores consideran esencial «reducir el consumo de productos como batidos lácteos, bebidas azucaradas, zumos comerciales o embotellados, pan blanco, bollería industrial, golosinas y chocolatinas; y aumentar el consumo de legumbres, frutas, hortalizas, verduras, cereales de grano entero, como trigo, avena, quinoa, y elegir el arroz, la pasta y el pan en sus versiones integrales». «Desde el punto de vista de la investigación, advertimos la importancia de no centrarse solo en la cantidad de carbohidratos a consumir, sino también en su calidad para la prevención del cáncer y otras enfermedades crónicas», concluye.

eLearning | Posgrados 2021