El peso bajo y la obesidad disminuyen la calidad del esperma, según un estudio realizado en Argentina

Publicado el 10 de junio de 2020


El estudio, publicado en la revista "Reproduction, Fertility and Development", se basa en evidencias convincentes: para el estudio se analizaron más de 20 mil muestras de varones de 18 a 60 años atendidos en el Laboratorio de Andrología y Reproducción de Córdoba entre 2006 y 2017.

El estudio fue liderado por Carolina Martini , del Instituto de Investigaciones en Ciencias de la Salud (INICSA), que depende de la Universidad Nacional de Córdoba (UNC) y del CONICET. Y propone una herramienta predictiva de anormalidades del semen en función del peso de los pacientes "que podría ser de utilidad para los andrólogos", sostuvo Martini a la Agencia CyTA-Leloir.

Los voluntarios del estudio fueron varones miembros de una pareja que consultaba por infertilidad, y los investigadores determinaron el índice de masa corporal o IMC, una medida antropométrica que relaciona el peso y la altura de un individuo. Según el valor que arroja este índice, se clasifica a las personas como de bajo peso (IMC menor a 18,5), de peso normal (IMC entre 18,5 y 25), con sobrepeso (IMC entre 25 y 30), con obesidad (IMC entre 30 y 40) o con obesidad mórbida (IMC mayor a 40).

Paralelamente, mediante estudios celulares y bioquímicos, los autores evaluaron la calidad del semen de los pacientes, que es uno de los factores que influyen en la fertilidad. Y constataron que las alteraciones se presentaban con mayor frecuencia entre quienes tenían bajo peso u obesidad, sobre todo mórbida.

"Cabe aclarar, que estos resultados se refieren sólo a la calidad espermática y no hemos evaluado en este estudio otras variables reproductivas, tales como las concentraciones de hormonas sexuales o la fertilidad de los pacientes", indicó Martini, quien también integra el Instituto de Fisiología de la Facultad de Ciencias Médicas de la UNC. Tampoco se evaluaron variables metabólicas o cardiovasculares.

eLearning | Posgrados 2020